El grupo Wixen Music, que representa los intereses de artistas como el fallecido Tom Petty, Neil Young, Rage Against the Machine, The Doors y Weezer, demandó a Spotify por US $ 1.600 millones, acusando a la plataforma de no pagar derechos por las canciones de esos artistas.

De acuerdo a una publicación del medio The Hollywood Reporter, la demanda fue presentada el pasado 29 de diciembre en una corte federal de California. Según los documentos, Spotify ha infringido “deliberadamente” los derechos de autor de los autores que administra Wixen.

La web de la editora expone que entre sus clientes figuran además de Petty y Young, músicos y herederos de artistas como The Doors, Janis Joplin, Rage Against the Machine, Weezer, Journey, The Black Keys, The Beach Boys, Santana, Jefferson Airplane y Ry Cooder.

Wixen recuerda en su escrito otros casos previos en los que Spotify llegó a acuerdos con los demandantes para cerrar denuncias en su contra por no respetar presuntamente los derechos de autor.  “Mientras Spotify se ha convertido en una compañía de miles de millones de dólares, los compositores y sus editores, como Wixen, no han sido capaces de compartir justa y legítimamente del éxito de Spotify, ya que Spotify en muchos casos usó su música sin licencia y sin compensación”, aseguran los denunciantes.

Wixen, que vela por más 50.000 canciones de más de 2.000 clientes, reclama a Spotify al menos $ 1.600 millones de dólares más los gastos judiciales como compensación.

Como respuesta, The Hollywood Reporter informó que Spotify ha cuestionado ante los tribunales que Wixen tenga por contrato la autorización y el permiso de sus artistas para emprender una acción legal de este tipo.

Según los datos publicados en su web oficial relativos a junio y julio de 2017, Spotify tiene más de 140 millones de usuarios activos en todo el mundo, incluyendo 60 millones que son suscriptores de pago, que pueden disfrutar de más de 30 millones de canciones.